Pablo Rubio: ¿Cómo hacer volcán de chocolate?

¿Cómo hacer volcán de chocolate?

Los postres son sin dudas, una de las delicias del alma, en una conexión perfecta entre los ojos y el estómago dice Pablo Rubio, que muchas veces provocan que salteemos algunos de los platos salados para llegar a la meta, donde nos esperan LOS DULCES.

Y allí, es donde Pablo Rubio te quiere ayudar,  guiándote hacia uno de los preferidos de los golosos: el volcán de chocolate. El volcán de chocolate, un gran plato y un clásico de mesas dulces también tiene algunas complicaciones dignas de un juego de estrategia pero los siguientes pasos para tener un resultado increíble, bien valen el esfuerzo.

Sin apresurarse, con paciencia comencemos a desandar el camino de la dulzura de la mano del experto cocinero Pablo Rubio

Los ingredientes son:

150 gramos de chocolate al gusto del repostero

Media taza de mantequilla

3 huevos

1/3 taza de azúcar blanca

4 cucharaditas de harina

50 gramos de chocolate

La preparación requiere atención a los detalles pero es clave seguir el paso a paso.

Para empezar Pablo Rubio aconseja derretir el chocolate, agregar la mantequilla hasta que quede incorporada en forma completa.

En otro bol mezclar los huevos con el azúcar, hasta que este se disuelva bien, para luego agregar una a una las cucharaditas de harina.

Posteriormente, esta última mezcla se agrega al recipiente que tenía chocolate y mantequilla,  se mezcla hasta que se una todo.

Con la mezcla bien lograda, se las vierte en los moldes enmantecados previamente y se introduce el trozo de chocolate entero.

Finalizado este paso, llevarlo al horno por unos cuarenta minutos a horno medio de modo que le demos tiempo al volcán a cocinarse de forma gradual y sin apresurarse.

Pablo Rubio sugiere controlar la cocción de manera de alcanzar el punto justo. Cocido a los lados y blando en el centro. Después servirlo en un plato blanco idealmente para jugar con el contraste de colores, aplicar salsa de chocolate y una bocha de helado de crema americana y saborearlo con mucha dulzura.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *